Un corazón conforme a Dios

Reflexión 6: La batalla de David contra Saúl

1 Samuel 17:32-39

Creo que al entrar en la  presencia del rey, David notó inmediatamente el estrés y desánimo en su cara. David le ofrece consuelo.

Y dijo David a Saúl: No se desaliente el corazón de nadie a causa de él; tu siervo irá y peleará con este filisteo.

Este comentario destaca la diferencia entre David y los demás, él no estaba bajo esa nube de obscuridad, sino que andaba en la luz de Dios. En el poder del Espíritu, David consuela a su rey y le asegura que este enemigo será derrotado.

Saúl responde a David – v. 33.

Entonces Saúl dijo a David: Tú no puedes ir contra este filisteo a pelear con él, porque tú eres un muchacho y él ha sido un guerrero desde su juventud.

Saúl, por razón de su ceguera espiritual, está impedido de ver la situación por medio de los ojos de Dios. Como resulta, parece que Saúl suavemente trata de darle a David una forma elegante de salir de su compromiso. Saúl reconoce su juventud y falta de entrenamiento en guerra. Él sabe bien que Goliat es un experimentado veterano.

Gracias a Dios, David no sería disuadido y responde por defender su derecho a representar al rey por hablarle de sus hazañas mientras cuidaba a las ovejas de su padre en vv. 34-37. Declara que no es inexperto en la batalla porque ha luchado y matado el oso y el león – no fácil – vv. 34-36a.

34Pero David respondió a Saúl: Tu siervo apacentaba las ovejas de su padre, y cuando un león o un oso venía y se llevaba un cordero del rebaño, 35 yo salía tras él, lo atacaba, y lo rescataba de su boca; y cuando se levantaba contra mí, lo tomaba por la quijada, lo hería y lo mataba. 36 Tu siervo ha matado tanto al león como al oso;

Sin embargo, lo más importante para David es que él sabe que tendrá la victoria por qué el Señor lo librará de la mano de Goliat – vv. 36b y 37. Este filisteo pagano ha provocado al ejército del Dios viviente. El mismo Dios que le dio la fuerza para matar al león y al oso le permitirá matar a este gigante pagano.

36by este filisteo incircunciso será como uno de ellos, porque ha desafiado a los escuadrones del Dios viviente. 37 Y David añadió: El SEÑOR, que me ha librado de las garras del león y de las garras del oso, me librará de la mano de este filisteo. Y Saúl dijo a David: Ve, y que el SEÑOR sea contigo.

Después del testimonio de David y su confianza en el Dios viviente, Saúl se convence a si mismo que David debe luchar contra Goliat.

Observando que David no tiene armadura y él representará al rey, Saúl le da a David su propia armadura – VV. 38-39. Saúl quiere hacer todo lo posible para aumentar las posibilidades de David contra Goliat; sin embargo, David nunca ha usado armadura y le parece ser demasiado restrictivo.

No era cosa pequeña para David el rechazar la armadura del rey, como esto habría sido visto como un gran honor; sin embargo, él sabe exactamente lo que debe hacer para tener éxito contra Goliat. Se ha observado por algunos comentaristas que en estos tiempos poder fue atribuido a menudo a objetos físicos, y muchos creen que, si David hubiera usado la armadura de Saúl, su victoria sobre Goliat habría sido atribuida a la energía infundida a través de la armadura de Saúl. Dios quiere asegurarse de que todos vieran claramente que la victoria es Suya y David lucharía en la fuerza de Dios, como lo ha hecho siempre, no en la armadura del hombre.

area de aprendizaje

1.     ¿Cómo nos afecta cuando un compañero en el ministerio está lleno de duda y le falta fe para emprender lo que Dios nos está pidiendo?

 

2.     ¿En qué métodos o recursos humanos tenemos la tentación de depender en el ministerio?  ¿Cómo podría esto robar a Dios de la gloria que él merece?

 

3.     Siente usted que Dios le está llamando a intentar algo por lo cual aparentemente no está equipado?

 

4.     Siente que necesita tomar un paso de fe e intentar algo nuevo para la gloria de Dios?  ¿Qué pasos debe tomar para empezar?

 

5.     ¿Cómo le anima este relato de Saúl y David?